Cada vez que hablo con amigos apasionados por la fotografía, como yo, suele salir el tema del post-procesamiento de imágenes. Una parte importante de la fotografía. Se trata de "retocar" las imágenes con la computadora con el objetivo de mejorarlas o agregarles efectos interesantes. Todo el mundo conoce o ha escuchado hablar del famoso "Photoshop", aquel software de procesamiento de imágenes con el cual logran que el cuerpo de una veterana vedette luzca como el de una adolescente de 17 años...

Sin embargo, en el mundo del software libre, existe GIMP (Gnu Image Manipulation Program). Tal vez pocas o no muchas personas lo conozcan, y cuando hablo con amigos fotógrafos aficionados escucho frases como "todavía no sé usarlo..." o "aún no le dediqué tiempo...". Por esta razón (para que mis amigos lo prueben y conozcan su poder de procesamiento) empecé una serie de artículos, también con la idea de compartir las técnicas que conozco.

En el artículo Cómo hacer viñeteado de fotos con GIMP demostré dos técnicas diferentes para realizar viñeteo de fotos con GIMP. La primera se basaba en un utilizar una selección con los bordes difuminados, mientras que la segunda se basaba en utilizar un gradiente radial. Recientemente descubrí una mejora en la técnica del gradiente radial que consiste en que el gradiente sea de transparente a negro, en lugar de blanco a negro. De esta forma evito que se sobre sature de brillo la parte de la imagen que deseamos resaltar.

El viñeteo o viñeteado (vignetting) es la aparición de bordes negros en las fotografías. Es un efecto que aparece en aquellas ocasiones en las que el campo de visión del objetivo se ve afectado por la interposición de elementos que afectan al ángulo de visión, por ejemplo al utilizar la máxima apertura en un objetivo de baja calidad o un parasol incorrecto. Era un efecto muy común en cámaras antiguas de baja calidad, como por ejemplo las famosas LOMO.

Muchos fotógrafos deseamos agregar un viñeteado a nuestras fotografías para darles un toque más dramático, resaltar un sujeto, o simplemente como algo decorativo. Si se realiza de manera correcta, el resultado puede ser sorprendente.

He aquí el tutorial utilizando la técnica del gradiente mejorada.

Cargar la imagen en GIMP.

Para aplicar el viñeteado es necesario agregar una nueva capa, abrir la ventana para visualizar las capas (es posible utilizar la combinación de teclas Ctrl+L):

Windows > Dockable Dialogs > Layers

Luego agregar una nueva capa transparente:

Layer > New Layer...

Seleccionar la herramienta "Blend", la cual se utiliza para crear gradientes. Invertir el gradiente para que sea de blanco a negro y seleccionar la forma "Radial":

Arrastrar y soltar desde el centro de la foto (o desde el objeto que se desea resaltar) hacia el borde:

La diferencia con la técnica anterior se produce ahora, para que no se sature demasiado la parte resaltada convertir el blanco a transparente.

Colors > Color to Alpha...

Finalmente, cambiar el modo de la nueva capa a "Overlay" y la opacidad a un valor que puede variar entre 10% y 90%:

El resultado es el siguiente, a la izquierda se ve la imagen original y a la derecha la imagen final:

El resultado varía utilizando diferentes colores (en lugar del negro), opacidad de la capa y radio del gradiente.


Tal vez pueda interesarte


Compartí este artículo